Actualidad Sucesos

Las guerras de los clanes de la droga estallan en Los Pajaritos

Sharing is caring!

Una reyerta con catanas en Madre de Dios sigue a los tres tiroteos registrados unos días atrás en la calle Mirlo. La pelea se produjo en la misma calle en la que mataron a un hombre el pasado mes de mayo

Redacción: 24/10/2021

Según El Diario de Sevilla, varias personas se enzarzaron la tarde noche de este jueves en una reyerta con catanas en la barriada de Madre de Dios. La Policía Nacional no tiene constancia de que haya ninguna persona herida, aunque fuentes vecinales sí apuntaron que hubo al menos un lesionado en el cuello por arma blanca. Los hechos ocurrieron en la calle Lebreles, la misma vía que fue escenario de un homicidio el pasado mes de mayo.

De hecho, no se descarta que ambos episodios estén relacionados. La noche del 14 de mayo, un hombre de nacionalidad marroquí recibió una brutal paliza en esta calle. Los agresores lo dejaron malherido y, aunque un policía le salvó la vida a la víctima practicándole una reanimación cardiopulmonar, el hombre terminaría muriendo once días después en el Hospital Virgen del Rocío. El Grupo de Homicidios mantiene abierta una investigación por estos hechos, y ya fue detenida una persona, pero faltan otros implicados por caer.

En el suceso de este jueves participaron varios marroquíes, que atacaron a otra persona con una catana. Según un portavoz de la Policía Nacional, los agentes acudieron en dos ocasiones al lugar de los hechos. Primero recibieron una llamada a las ocho menos diez de la tarde alertando de la reyerta con catanas. Esa llamada entró por el 112. Al llegar el patrullero, no apreció nada extraño. Media hora después, se recibió otra llamada similar. De nuevo acudió la Policía y sí que vieron a varias personas, que no querían colaborar y a la que se les ofreció la posibilidad de denunciar los hechos. 

Fuentes vecinales explicaron que durante la tarde y la noche del jueves hubo una fuerte presencia de la Policía Nacional y de la Local en la zona. La Policía investiga si la reyerta de ayer y el crimen ocurrido en mayo tienen un nexo de unión. Aún es pronto para determinar esto, pero lo que sí parece estar fuera de duda es que ambos episodios están derivados del tráfico de drogas. 

La calle Lebreles, una vía peatonal de Madre de Dios, es un lugar habitual de venta de estupefacientes. Tanto los autores como la víctima del homicidio están relacionados con esta actividad ilícita. La reyerta del jueves puede obedecer a un ánimo de venganza o simplemente a una lucha por el control de la venta de drogas en la zona, donde funcionan en la actualidad varios narcopisos.

La pelea con catanas se produce unos días después de los tres tiroteos registrados en la calle Mirlo, en Los Pajaritos, a unos 400 metros de distancia del lugar donde ayer se produjo la reyerta. Mirlo se ha convertido desde hace dos semanas en el escenario de una guerra entre dos clanes de la droga, a raíz del robo sufrido por uno de ellos en una finca.

La semana pasada hubo dos tiroteos en plena calle, incluso en presencia de menores de edad. La noche del domingo al lunes se produjo un tercer enfrentamiento a tiros. La Policía recogió numerosos casquillos y realizó una inspección ocular del lugar. Se trata de una zona de la calle en la que también hay pisos dedicados a la venta y consumo de estupefacientes. Por el momento no hay ningún detenido. 

NOTICIAS PATROCINADA POR:

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es Tu%CC%81-tranquilidad-y-seguridad-para-todo-el-an%CC%83o.png
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es E%CC%81lite-Auto%CC%81nomos.png
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es Personal-Responsibility-Locus-of-Control-3.jpg

http://www.isbylex.com

Recomendado:

Related posts

Bolsonaro lamenta arresto de un sargento con cocaína en Sevilla

REDACCION

Críticas en Cantabria por las ‘mascarillas revilletas’

Jose Manuel Garcia Bautista

Si grabas a otras personas vulnerando las normas anticoronavirus puedes ir a la cárcel

Jose Manuel Garcia Bautista

Leave a Comment

shares