Una pulsera antiacoso gana el premio del programa Áurea US’ Program 2019 subvencionado por el IAM

Una pulsera antiacoso gana el premio del programa Áurea US’ Program 2019 subvencionado por el IAM

13 de mayo de 2019. –

Una pulsera para detectar el peligro de acoso y maltrato, con aplicación para telefonía móvil mediante una app, es el proyecto ganador del programa Áurea US’ Program de la Universidad de Sevilla financiado íntegramente por el Instituto Andaluz de la Mujer (IAM). El equipo vencedor, formado por Gladys Arlette Corona León, Celia Cerrato Camuñas, Cristina González Antúnez, Milica Lilic y África Sánchez Vera podrá emplear los 2.000 euros del premio en cursos de formación.

El sistema, que está en pleno proceso de desarrollo, está pensado para que tanto la aplicación como la pulsera trabajen en colaboración con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado. Además, también facilitaría a la portadora de la misma estar en contacto directo con sus familiares durante cualquier situación de acoso e incluso de violencia machista. El objetivo de estas jóvenes universitarias y graduadas es ofrecer un respaldo añadido a todas “las mujeres que sufren acoso callejero y sienten que su seguridad es amenazada cuando se encuentran en alguna situación determinada: ir sola por las zonas menos pobladas, de noche, estar en un lugar conflictivo, etc. Asimismo, puede ser de ayuda a las víctimas de violencia de género”.

Áurea US’ Program, inaugurado el pasado mes de marzo por la consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, está dirigida a universitarias, tanto estudiantes como graduadas, que deseen mejorar su empleabilidad. El programa, subvencionado con 75.000 euros por parte del Instituto Andaluz de la Mujer, se articula en torno al emprendimiento como herramienta probada para el desarrollo de la creatividad y de las habilidades profesionales y, mediante sesiones experienciales e interactivas, se facilita a las participantes herramientas competenciales y de gestión de proyectos. El principal objetivo es disminuir la brecha existente en empleabilidad, satisfacción laboral, intención emprendedora y presencia de las mujeres en los sectores TIC y STEM (acrónimo en inglés de ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas), así como fomentar y promover el autoempleo de las mujeres universitarias e impulsar las sinergias entre las mismas y las empresas.

Maria Serrano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *