Quirónsalud estudia la corrección definitiva de las arritmias cardíacas

Quirónsalud estudia la corrección definitiva de las arritmias cardíacas

10 de julio de 2019.- El Hospital Quirónsalud Córdoba realiza estudios electrofisiológicos que permiten corregir de manera definitiva las arritmias cardíacas tanto simples como complejas.

El doctor Pérez Villacastín, que es quien lo practica, es uno de los mejores especialistas de España en esta técnica y realiza estas intervenciones en el Hospital Quirónsalud Córdoba, estando adscrito también al Hospital Ruber Internacional, junto a su equipo.

Estas intervenciones permiten el tratamiento de arritmias frecuentes como fibrilación auricular, ‘flutter’ auricular, taquicardias paroxísticas o síndromes de preexcitación.

Mediante un cateterismo y de forma indolora se consigue el tratamiento definitivo de estas arritmias, evitando en la mayoría de los casos tener que seguir un tratamiento de por vida, mediante fármacos que no siempre son efectivos y no están exentos de efectos secundarios.

La fibrilación auricular es la arritmia cardíaca más frecuente, sobre todo en personas de mayor edad. El ‘flutter’, las taquicardias paroxísticas y los síndromes de preexcitación son arritmias mucho menos frecuentes que la fibrilación auricular.

Estas últimas suelen ocurrir en mayor medida en pacientes jóvenes, que se ven imposibilitados para practicar deporte o desempeñar profesiones como bomberos, pilotos, soldados profesionales o policías, entre otras. El estudio electrofisiológico al ser un tratamiento curativo definitivo permitiría a estos pacientes desempeñar estas profesiones con total normalidad.

El cateterismo se hace a través de la vena femoral, con la introducción de un catéter que llega hasta el corazón, donde se localiza la zona en la que se origina la taquicardia y se corta ese punto evitando que se reproduzca.

Es un procedimiento indoloro, que se puede realizar en adultos a cualquier edad, con anestesia local, y que conlleva no más de 24 horas de ingreso hospitalario.

error

Maria Serrano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *