Experiencia cercana a la muerte en un hospital sevillano

Experiencia cercana a la muerte en un hospital sevillano

Sharing is caring!

SEVILLA 29.11.2020 / Jose Manuel García Bautista

Las experiencias cercanas a la muerte (ECM) son vivencias tan importantes y trascendentes para la persona que las sufre que su “realidad” -sea del origen que sea- es incuestionable.

Para unos se trata de un fenómeno relacionado con los fármacos para sostener la vida de la persona en trance de muerte, para otros tienen un “carácter sobrenatural”.

Sea como fuere, no deja de ser un interesante misterio que es investigado por la Ciencia, entre otros por el prestigioso médico dr. Pim van Lommel.

NOTICIAS RECOMENDADAS

¡No lo hagas! La Organización Mundial de la Salud recomienda evitar el saludo con el codo

Alimentos que limpian el organismo

Atención: el otoño será muy duro en Europa debido a la pandemia

La última experiencia de este tipo la encontramos en Sevilla, en un hospital que tiene una gran tradición de misterios como es el “Virgen del Rocío”, allí nuestro “testigo” quiere hacernos partícipes de una situación sorprendente.

Cariacontecido, Carlos Ruiz, superado el difícil momento familiar nos narraba:

“Mi familiar no creía mucho en estos temas. Cada vez que, a lo mejor, salía algo de estas cosas -se refiere a temas de ECM- siempre lo trataba con el escepticismo.

Un día jugando al baloncesto con los amigos le empezó a doler el pecho y lo dejó, se lo comentó a mi tía y ella lo llevó, directamente, a urgencias, allí lo dejaron ingresado”.

TE ASESORAMOS

ESCÚCHANOS

https://www.eliteradiosevilla.es


La situación era complicada, así los médicos dictaminaron que se trataba de un infarto según el cuadro clínico: “Tenía un infarto que lo pudieron controlar evitando el quirófano de urgencias. Lo tuvieron dos o tres días hasta hacerle el catéter. Cuando el salió de quirófano y estaba mi tía con él, le comentó que él se había muerto… Mi tía no le hizo caso ya que creía que era de la anestesia y su cardiólogo le había dicho que salió todo bien aunque habían tenido una complicación no esperada”.
Sin dar mayor importancia al asunto y con el buen resultado: “la cosa se quedó ahí, pero le volvió a repetir eso mismo a su mujer varias veces. Ella se lo comentó al médico lo que él decía y este le dijo que llevaba parte de razón pues se complicó algo más de la cuenta y tuvieron que reanimarle. Pero ese médico tampoco le dio importancia”
Consultado por su experiencia el hombre explicó: “Él dijo que no sabía el motivo ni el la razón pero sabía que se había muerto, que había visto como una película de toda su vida pero que pasa muy rápido y, a la vez muy lenta, veía que su vida pasaba muy rápido pero, a la vez, esas imágenes las volvía a sentir igual que cuando pasaron… Recordando sobre todo la que vivió del chiquitito -cito textualmente- en los brazos de su madre. A partir de ahí empezó a ver una luz muy fuerte, como un túnel, pero cuando se iba acercando fue cuando ya le pasó algo que no recuerda y despertó”, el testigo añadía: “Cuando despertó si me dijo que tenía una sensación muy agradable, llena de paz, que no se puede explicar con palabras y no le hubiera importado quedarse allí”.
Cuando se sufre una experiencia cercana a la muerte hay casos, sólo algunos, en los que la persona sufre un cambio, un cambio en la forma de pensar, en su actitud ante la vida… Puede que todo se deba a un complejo proceso mental o farmacológico, puede que esa sea la explicación más racional, pero para la persona que la sufre es real y extraordinaria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

shares