El juego esotérico de las 100 velas

El juego esotérico de las 100 velas

Sharing is caring!

SEVILLA 17.10.2020 / Jose Manuel García Bautista

Se acerca la noche de Halloween y son muchos, jóvenes y adultos, para vivir la noche del “truco o trato”, una noche especial en la que, dicen, se abren las puertas del “otro lado” y se conectan los dos mundos, el de los vivos y el de los difuntos.

Se pondrán todo tipo de juegos de manifiesto, como el de la ouija, y otros de corte espiritista,y siempre surgen tendencias nuevas como la recordada del “Charlie, Charlie”. Uno que se viene a incorporar es el denominado como “Hyakumonogatari” o “juego de las 100 velas“, que desaconsejan hacer.

Se ha popularizado especialmente en Japón a la luz de las historias de terror, del mito y de las leyendas, un juego dónde se pone a prueba el valor. Consiste en invocar a los espíritus -al estilo de la ouija- y que puede sugestionar a la persona de forma peligrosa. Se juega, principalmente por las noches, se selecciona aquella que es particularmente oscura y es condición indispensable encender 100 velas y colocarlas en el centro de la habitación.

NOTICIAS RECOMENDADAS

¡No lo hagas! La Organización Mundial de la Salud recomienda evitar el saludo con el codo

Alimentos que limpian el organismo

Atención: el otoño será muy duro en Europa debido a la pandemia

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es ELITE-LEGAL1.jpg

Se sientan los participantes en torno a la velas, en círculo y se cuentan historias de terror, a medida que se van contando se van apagando y se asoma, el que la haya contado, a un espejo e invoca a los espíritus, así hasta que las 100 velas están apagadas -cosa que requiere de su tiempo-.

Los “jugadores” deben enumerarse por orden… De la luminosidad inicial se pasa a que el nivel de luz mengua a medida que se van apagando las velas, cada vez que una se apaga y se hace una “llamada” se limita aún más la luz hasta que la oscuridad es total, es ese momento, en la habitación habrá alguien más, un participante más e inesperado: un espectro -o eso dicen los jugadores-.

TE ASESORAMOS

ESCÚCHANOS

https://www.eliteradiosevilla.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

shares