El insospechado origen del flamenco

El insospechado origen del flamenco

Sharing is caring!

SEVILLA 2.11.2019 / Jose Manuel García Bautista

Durante la invasión musulmana, a tierras hispanas, llegaron las tropas musulmanas de Tarik. Pero también llegaron campesinos de la zona de Tánger y el Magreb, los “fellahs”, exiliados, que eran denominados “mencus”.

De su tierra trajeron posesiones y tradiciones, entre ellas canciones, los cantos “fellahs-mencus”, denominación de donde procede la palabra “flamenco”.

Ese fue el momento en el que se introducen en nuestro país aquellas canciones evocadoras procedentes del norte de África, de Egipto y la zona más oriental de ese continente.

Arraigó fuertemente en Andalucía, y aquel cante pasional, de recuerdos, profundo…

Aquel cante jondo se comienza a fundir, como si de un crisol se tratara, con los primitivos cantos andaluces derivados de primitivos ritos y tradiciones fenicias, tartésicas, romanas o visigodas y como resultante de aquello surge el flamenco.

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE: La visión del ‘más allá’ del emperador Carlomagno.

TE ASESORAMOS

https://www.isbylex.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

shares