MISTERIO

El falso accidente OVNI de Gerona

Sharing is caring!

SEVILLA 8.2.2020 / Jose Manuel García Bautista

Sucedió el tramo de carretera que une Sant Jordi Desvalls con Cerviá de Ter en Octubre de 1958, a las 19:00 h. Ese día José Luis Angelú regresaba a casa tras su jornada de trabajo, cuando se encontraba junto al río Ter algo le sorprendió.

Surgió de repente, una luz fuerte, de tono blanco descendía sobre un cercano pinar. Angelú frenó para observar mejor aquel extraño fenómeno. Descendía rápidamente y al llegar a la copa de los árboles los destellos deslumbrantes que emitía cesaron…

Por un momento José Luis Angelú pensó que era un avión o helicóptero en llamas pero no hubo sonido de impacto.El testigo comenzó a adentrase en el bosque habiendo aparcado su vehículo en un lado de la carretera. Se adentró en el bosque buscando los restos del impacto o si alguien necesitaba de su ayuda.

Pero no había ni impacto ni accidente, en su lugar un objeto ovoidal metálico que “flotaba” a cuatro metros del suelo. Aquel objeto tenía unas dimensiones de ocho metros de altura por dos y medio con una cúpula que destacaba del resto.

El testigo dijo: “emitía un sonido semejante a un zumbido, como si fuera toberas que lanzasen un fortísimo chorro de aire”.

Pero había más: en torno a él había dos seres humanoides en el que destacaba el gran tamaño de su cabeza, de un metro de altura y unos trajes oscuros muy ajustados, como si fueran de cuero o de lycra.

Estaban recogiendo muestras del suelo y era observado por un tercer humanoide que controlaba sus acciones desde la cúpula del artefacto.

Tras quince minutos los humanoides regresaron al OVNI y este se elevó perdiéndose en la noche.

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE: Misterios de Andalucía

Related posts

Un arma nuclear en tiempos biblicos

Jose Manuel Garcia Bautista

El enigma submarino de Yucatán

Jose Manuel Garcia Bautista

El conocimiento oculto de la Toltequidad

Jose Manuel Garcia Bautista

Leave a Comment

shares